transferencia de coche entre particulares

Transferencia de coche entre particulares – ¿cómo hacer este procedimiento?

La transferencia es un acto que ocurre exclusivamente cuando se va a comprar un coche de segunda mano. Para realizar una transferencia de coche entre particulares, tanto el comprador como el vendedor tienen responsabilidades inherentes.

En tiempos anteriores era común acudir a una gestoría para realizar los trámites concernientes a este acto. Todo ello se hacía a cambio de dinero. No obstante, esto no es un proceso complicado y sabiendo todos los pasos, se pueden realizar por cuenta propia implicando un ahorro importante para el bolsillo de los interesados.

Es por ello que desde Informes Mecanicos queremos darte los aspectos más importantes sobre las transferencias de coche entre particulares. Revisamos cuáles son los trámites más importantes, la documentación a entregar, tanto para el comprador como para el vendedor y mucho más.

Transferencia de coche entre particulares – características importantes

Los coches de segunda mano son una excelente opción que tenemos cuando pensamos comprar un bien de este tipo. Es más, el mercado español estos últimos años ha repuntado este tipo de negociación, situándose en el 2021 en 2.3 vehículos usados comercializados por cada coche nuevo.

Por tanto, es fundamental que las personas conozcan las responsabilidades y los pasos a seguir para tener éxito al momento de realizar una transferencia particular de un coche. Y no es un proceso extenso sino más bien rápido; en una media mañana estará todo listo.

Documentación para la transferencia

Es el paso que debemos seguir antes de realizar la transferencia de coche entre particulares de un coche de segunda mano. Para este proceso y para cualquier tipo de vehículo es necesario tener a la mano los siguientes documentos:

La documentación al comprar coches de segunda mano, en especial la firma del contrato de compra venta es fundamental. Hazlo siempre frente a un notario.
  • El contrato de compra venta debidamente notariado y firmado.
  • La fotocopia del DNI tanto del comprador como del vendedor.
  • La documentación del coche, como es el caso de la tarjeta ITV y el permiso para circular. La tarjeta ITV debe tener las respectivas revisiones, como la primera, que debió hacerse a los 4 años (de comprado al concesionario) y luego cada 2 años.
  • Los recibos de impuestos debidamente abonados.
  • Copia de la solicitud de transmisión de vehículos con los datos de las partes.

Si el comprador requiere revisar antes de conversar con el vendedor, puede pedir una copia del informe registrar del coche. Este paso es posible realizarlo ante la DGT. Es un documento que nos ofrecerá información sobre las multas, embargos, pago de impuestos y otros aspectos que tenga el vendedor pendiente sobre su coche.

Responsabilidad de las partes

Empecemos por lo primero. En este apartado te indicamos cuáles son las responsabilidades de las partes, tanto del comprador como del vendedor, así como la responsabilidad conjunta:

  • El documento o contrato de compra y venta debe haber sido redactado y firmado por las partes. Es esencial tener el original y una copia fotostática.
  • El comprador, una vez firmado y aceptado el contrato de compra y venta, deberá cambiar la titularidad del coche. Para ello dispone de un máximo de 30 días para hacer este trámite ante la DGT.
  • El vendedor debe notificar la realización del procedimiento de venta del coche. Asimismo, debe estar solvente de las posibles sanciones impuestas.
  • Si el vehículo ha sido dado de baja (temporal), debe realizar el procedimiento de alta administrativa, y todo antes de hacer la transferencia.
  • El comprador debe pedir al vendedor la comprobación de los siguientes puntos: impuesto de circulación del año inmediatamente anterior totalmente abonado, que no tenga reserva de dominio y que esté libre de embargos o precintos. En este último caso deberá tener un acuerdo firmado donde se confirma del conocimiento de esta condición.
Es necesario que el vendedor tenga la documentación del coche y pueda cederla de forma transparente.
Fuente: diariodesevilla.es

Trámites ante el ministerio de hacienda y función pública

El trámite más importante ante esta instancia gubernamental es el Impuesto de transmisiones patrimoniales. Es un pago que dependerá de la antigüedad del coche que se está comercializando (de segunda mano, claro está). El pago, exención o no sujeción de este impuesto permitirá realizar el cambio de titularidad.

Este pago se puede realizar online y dependiendo de la comunidad en la que te encuentres, será el formulario, denotados como modelo 620 o 621. Para ello, se requiere conocer el precio del coche en cuestión. Ubica su precio en el BOE, que es una lista de referencia actualizada.

Luego, procede a realizar el descuento por pérdida de valor que corresponde en función de la antigüedad. Como referencia, te decimos que, si el coche tiene 12 años o más, costará un 10% del precio actual.

El resultado del precio del coche hay que aplicarle el porcentaje del impuesto, que dependerá de la comunidad autónoma en la que residas. Eso es lo que deberás pagar ante Hacienda:

  • Para las comunidades de Andalucía, Aragón, Asturias, Baleares, Ceuta, Madrid, Melilla, La Rioja, Murcia, País Vasco y Navarra, el porcentaje es de 4% sobre la base del monto de compra.
  • Para Cataluña y Castilla y León, el porcentaje es de 5%.
  • La comunidad de Canarias es de 5.5%.
  • Extremadura, Valencia y Castilla – La Mancha es de 6%.
  • Por último, Cantabria y Galicia es de 8%.

Trámites ante la DGT

Ya habíamos hablado de la responsabilidad del comprador en la realización del trámite de cambio de titularidad. Para ello deberá dirigirse hasta la oficina más cercana de la DGT donde dispondrá de 30 días para entregar toda la documentación correspondiente.

La DGT es la entidad encargada para realizar el cambio de titularidad.
Fuente: e-registros.es

Si es presencial, este trámite puede realizarlo tanto el comprador como el vendedor. Ahora, si es de forma digital, solo debe realizarlo el comprador del coche. Si es una persona apoderada (es decir, que realiza a nombre de otro) se necesita que sea designado a través del registro de apoderamientos de la DGT.

El coste de este trámite es de 55.70 euros para coches turismo. Ahora bien, para ciclomotores, es el 50% del monto anterior, es decir, 28.75 euros. Si el coche es procedente de Canarias, Ceuta y Melilla que serán llevados a la península o islas baleares, se requiere pagar adicionalmente una tasa de 8.67 euros.

La transferencia de coche entre particulares las conoces mejor en informesmecánicos.es

Por último, para el vendedor, verificar que se haya hecho correctamente el cambio de titularidad. Este documento reviste una importancia fundamental ya que, si el comprador comete infracciones, las multas llegarán a nombre de quien esté el coche.

Todo lo que te hemos enseñado aquí es para hacer un proceso personal, sin gestores. Esto te ahorrará una gran cantidad de dinero, llegando incluso a ser unos cientos de euros.

Deja un comentario

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad