contrato de compraventa destacada

Contrato de compraventa de vehículos usados – todo lo que debes saber

Buscar un coche de segunda mano no es solo ver anuncios, comprar y ya. Es un proceso que tiene una gran cantidad de pasos por cumplir. Y uno de ellos es la emisión del contrato de compraventa entre las partes. Estas últimas no necesariamente deben ser dos particulares.

Por lo general, el contrato de compraventa de vehículos usados o de segunda mano se da cuando hemos escogido (entre tantas opciones) aquella que nos ofrece la mayor seguridad.

En vista de la importancia de este documento, en Informes Mecánicos te orientamos acerca del contrato de compraventa para vehículos usados. Explicamos para qué sirve, la estructura recomendada, algunos consejos a tener en cuenta y cómo puede anularse este documento.

¿Para qué sirve el contrato de compraventa de vehículos usados?

El contrato de compraventa de vehículos de segunda mano es un documento donde quedan expresadas las condiciones de la negociación. Es decir, en este documento se detallan los detalles del bien que se está negociando y las obligaciones para cada una de las partes.

Este es uno de los tramites más importantes que se realiza para traspasar la propiedad de un coche. Por regla general, la redacción de este contrato es libre. Así que, queda a criterio de las partes que se exprese en él lo que consideren que es oportuno detallar o incluir.

Un contrato permite colocar en acuerdo a las partes involucradas en la compraventa de un coche de segunda mano.
Fuente: pixabay.com

Una vez que las partes están de acuerdo en la redacción del documento, deberán asistir a la notaría que decidan para darle validez al documento con las respectivas firmas y autenticarlo ante la autoridad competente. Cada una de las partes conservará una copia de este documento como prueba que el proceso se ha llevado a cabo.

Este contrato puede darse en dos casos diferentes:

  • Cuando las partes son particulares.
  • Cuando una de las partes es un profesional o ambas lo son (empresa – empresa). En este caso, deberá existir una factura de compraventa para estipular el valor del coche en el contrato y tomar una copia del CIF de la empresa que tenía la propiedad previa.

Cuál es la estructura de este contrato

Una estructura aproximada de un contrato de compraventa de vehículos usados (según la DGT) debe contener los siguientes datos:

  • Titulo del documento, en este caso el Contrato de compraventa de un vehículo usado. Es necesario hacer énfasis aquí de detallar en qué forma se da este contrato, si es entre particulares o en otra forma.
  • Es importante la fecha y la hora en la cual se firma este documento, y debe seguir al título. Detallar el lugar donde se realiza la conformación del documento.
  • Seguidamente, los datos por separado de comprador (es) y vendedor (es). Los datos más importantes son los nombres completos, el documento de identidad o documento fiscal (CIF) que lo acredite, además del domicilio o dirección fiscal.
  • Los detalles del coche que será el bien a negociar. Los datos más importantes son: marca, modelo, matrícula, NIVE o número de bastidor, cantidad de kilómetros recorridos. Estos aspectos pueden variar, pueden haber más (como por ejemplo el color), pero estos mencionados son los esenciales.
  • El precio y forma de pago en la cual el comprador se compromete a pagar al vendedor. Puede ser de contado o por medio de cuotas. Aquí deben quedar claro las cuotas y los plazos acordados entre las partes (de darse el caso).
  • El estado actual del coche en el momento en que se está firmando dicho contrato. No solo debe ser el estado físico, sino también considerar las cargas administrativas (si las tiene).

Luego, se incluyen las correspondientes responsabilidades, y las consecuencias que involucra el no cumplimiento de las clausulas establecidas entre las partes. También debe aclararse la responsabilidad en función de cada trámite necesario. Por último, se colocará un apartado donde se asentarán las firmas de las partes. Al menos, debe existir un testigo que certifique este contrato.

Consejos para redactar bien el contrato de compraventa de vehículos usados

¿Quieres comprar el mejor coche? Pues el contrato de compraventa es una de las partes que te garantizará que lo has hecho bien, con el propietario correcto. Así que, en este punto vamos a revisar algunos consejos oportunos para que se redacte el mejor de los documentos.

Detallar bien los datos de la compraventa

Como primer consejo, antes de comprar el coche, hay que asegurarse que el contrato de compraventa de vehículos usados contenga todos los datos de la transacción. Es conveniente revisar cuantas veces haga falta todos los datos que se quedarán asentados en él.

Se deben revisar todos los datos, tanto comprador como vendedor, para que no existan errores que puedan invalidarlo.
Fuente: pixabay.com

Si llegase a existir información falsa y se firma, indirectamente se está aceptando algo irreal. Por tanto, es fundamental estar pendiente de todos los detalles que se escriban en este documento, pues podemos estar a las puertas de una estafa.

Cuanto mayor sea la atención que prestemos a los detalles de la redacción de un contrato de compraventa, mejor será el proceso de transferencia y evitaremos problemas legales a futuro.

Comprobar que el coche no tenga cargas

Verse envuelto en el negocio de un coche que presenta cargas no es cosa nueva. Es más, es el común denominador en las ventas de coches de segunda mano, ya que el vendedor quiere deshacerse de el mismo. Esto es porque existe una tercera persona que es la propietaria legal, y lo que estaría haciendo el vendedor es traspasando la responsabilidad.

¿Por qué es peligroso este hecho? Si llegas a comprar un coche que tenga cargas (como por ejemplo un embargo), el propietario original puede quedarse con el coche, aunque hayas pagado cada euro. Y eso es malo, porque quedarías sin coche y sin dinero. Es otra forma frecuente de estafas.

Un informe completo de la DGT despejará dudas acerca del estado administrativo de un coche.
Fuente: autonocion.com

Recuerda que puedes revisar las cargas del coche a través de la web de la DGT, en su sección de “informe de vehículo”. Es mejor pagar la tasa sobre este informe y asegurarnos que no presente problemas, a que “por confianza” lo perdamos todo.

No hacer negocios de coches con representación

Puede darse el caso que, en algunas circunstancias, el contrato se redacte a nombre de un vendedor particular. Esto es un error, ya que los contratos de compra venta deben estar a nombre del propietario del vehículo. Si esto sucede, abandona la posibilidad de comprar ese coche.

Ahora bien, ¿Cómo proseguir adelante? Siempre y cuando sea el vendedor el propietario del coche y enseñe sin problemas su DNI y estampe su firma sobre el contrato, de forma legible (y claro, en tu presencia).

No negocies validando justificantes de pago del comprador

Para muchos que recién empiezan en el mundo de vender o comprar un coche, este punto es fundamental. Cuando vendemos un coche, el comprador puede emitir un comprobante o “justificante de pago”. Es decir, es un documento que certifica que la persona puede pagar el valor del vehículo.

No obstante, si eres novato, nunca tomes por cierto un documento que haya sido entregado por el comprador. Es una entidad bancaria (en este caso la tuya) quien debe certificar que el dinero del comprador está en la cuenta. Esta es una de las formas más frecuentes de estafa de compradores hacia vendedores.

Cómo puede anularse este tipo de contratos

Por último, un contrato de compraventa de vehículos puede anularse por las siguientes razones:

  • Cuando se descubren vicios ocultos que afectan el funcionamiento del coche y que no fueron detectados antes del traspaso. ¿No sabes como es esto? En esta entrada sobre vicios ocultos te los explicamos.
  • Si existe una estafa de una parte contra la otra.
  • Cuando el comprador, en función de algún imprevisto, requiera el dinero para solventarlo.

Deberá quedar constancia que se anula el contrato y que las partes han recibido sus cosas: el vendedor su coche y el comprador su dinero. Este nuevo documento actúa como anulador del contrato.

El contrato de compraventas se entiende mejor en Informes Mecánicos

Recuerda que este contrato es de libre redacción, aunque quien le dará la validez es el notario y la aceptación de ambas partes. Revisa bien todos sus detalles para evitar estafas, tanto para quien compra como para quien vende. Tambien puede revisar nuestra colaboracion para elderecho.com donde tratamos el mismo tema.

Y si necesitas los mejores expertos para el peritaje de un coche de segunda mano, están en Informes Mecánicos. Contamos con más 100 profesionales en toda España, preparados para atender tus necesidades. ¿A que esperas para contactarnos?

Deja un comentario

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad